Los héroes de la libertad

Desempleada. Las prostitutas trabajamos para comerEn una economía y sociedad libre todas las formas de comercio y actuación que no impliquen agresión al individuo y su propiedad privada son consideradas como “buenas”. En el presente artículo muestro esos negocios o acciones consideradas por el estado “inmorales” y que el propio estado prohíbe o toma como monopolio. En contra de la opinión estatista, ellos son:

La prostituta, el turista sexual, el “matón”, el especulador, el capitalista explotador, el chantajista, el traficante de niños, etc. son los héroes del libre mercado que se enfrentan a la coacción del estado sirviendo a la comunidad.

Anuncios

25 comentarios to “Los héroes de la libertad”

  1. John Leo Keenan octubre 4, 2004 a 20:36

    Excelente artículo, amigo, como para leerlo unas dos veces más, despacio. Eso es libertad.

  2. Bien por este particular “defending the undefendable”, aunque algunas de las legítimas actividades que destacas no son para mí muestras de heroísmo en absoluto. Quizás el título sea lo más inadecuado, pues lo de “héroes de la libertad” parece llevar implícita una sanción moral.

    Luego un par de matizaciones:

    Que el mercado de armas deba liberalizarse no significa que los que hoy trafican con ellas nos estén sirviendo y protegiendo. Más bien diría que en la actualidad sus principales clientes son los que delinquen.

    El punto de la prostitución infantil me parece espinoso. Si es legal que un niño consienta en mantener relaciones sexuales a los 13 años es lógico que no sea punible el hecho de que lo haga a cambio de dinero. Ahora bien, ¿a qué edad puede decirse que el niño verdaderamente “ha consentido”?¿A los trece años? ¿A los diez? ¿A los siete? ¿A los cinco? Simplemente quiero subrayar lo escabroso de marcar una frontera en lo referente a los derechos de los niños.

    En fin, ya ves que discrepo sólo en algunos detalles.

    Un saludo.

  3. Hola Albert,

    Un arma es una herramienta. Traficar con armas <>per se<>, no implica violencia. El traficante de armas ofrece una herramienta, y como empresario está ofertando “algo” que “alguien” desea. El empleo que da el usuario a esta herramienta poco tiene que ver con el empresario que la vende. En todo caso, la culpa de lo que apuntas es del estado que se dedica a armar a los delincuentes haciendo leyes anti-armas.

    Imagínate que se pone de moda empapar de gasolina a la gente por la calle y quemarla. ¿Significa esto que la culpa la tiene el productor de petróleo y los mecheros Bic (si es que aún existen)? No, vender gasolina y mecheros es un trabajo honesto. La culpa, es de quién “usa mal” estos productos.

    Sobre la prostitución infantil, tienes toda la razón en que es un tema sumamente escabroso hoy día. A la pregunta que formulas “<>¿A qué edad puede decirse que el niño verdaderamente “ha consentido”?<>, que ya me imaginaba que saldría, sólo decir que el acto no es consentido en tanto y cuando no haya violencia. No es cuestión de edad, sino de violencia.

    Evidentemente algún niño o niña puede consentir sexo y después arrepentirse. Pero esas cosas también les pasan a los adultos y no se les guzga por “no consentimiento <>a posteriori<>”. Mientras no haya violencia directa o indirecta (coacción diciendo que matarás a sus padres por ejemplo) es totalmente lícito. Como he dicho, no es cuestión de edad sino de violencia.

    Saludos,
    JV

  4. El traficante que vende armas a delincuentes sabiéndolo (y apuesto a que hoy muchos lo saben bien) no me parece un héroe en ningún sentido, aunque los responsables de los crímenes sean estos últimos. Es un juicio moral el que estoy emitiendo. Por supuesto la solución pasa por liberalizar el sector, para que además de los malhechores también lleven armas sus víctimas. Como dijera marzo: “Dios creó a los hombres y Samuel Colt los hizo iguales” 😉

    El tema de la prostitución infantil no es tan simple. A un niño de cuatro, seis, ocho, diez años se le puede persuadir fácilmente para que “consienta” en lo que sea. ¿Es legítimo entonces mantener con él relaciones sexuales alegando que ha consentido sin que haya mediado fuerza física alguna? La cuestión es otra: ¿cuándo toma un individuo posesión de sí mismo y adquiere derechos plenos? Rothbard apuntaba algunas respuestas en “La ética de la libertad”, pero sigue siendo un asunto peliagudo. Luego sí, es también una cuestión de edad.

    Saludos.

  5. Interesante artículo con el que estoy de acuerdo en muchos puntos.

    El tema de la prostitución infantil lo apunta muy bien Albert, pero el hecho no es sólo a qué edad se supone que la persona tiene uso de razón como para decir que se trata de una decisión libre, sino que actualmente la prostitución infantil se basa en la coacción y la amenaza, y el beneficio no se lo lleva el menor, sino el agresor que le ha arrebatado la capacida de elección. En el caso del turismo sexual, las niñas muchas veces son secuestradas o los padres son engañados respecto al destino de sus hijas, las llevan a otros paises donde se las obliga a prostituirse, y el turista sexual conoce ese hecho: es cómplice de una agresión a la libertad de esa persona.

    En el caso de la falsificación de marcas, no es lo mismo unos Levi’s falsos a 10€ (claramente falsificación, y por tanto la elección es consciente), que a 100€, donde se puede creer que son buenos, y por tanto la elección se basa en un fraude.

    Saludos.

  6. < HREF="http://www.blogger.com/r?http%3A%2F%2Fserleve.blogia.com">The Happy Butcher said<>…

    Comparto, por un lado, muchos de los planteamientos del señor Valín (especialmente los relacionados con la libertad empresarial). Pero también las críticas de JADH y Albert Esplugas en lo que se refiere a marcas y a explotación sexual infantil… y añado tres críticas más.

    1.- El sistema sanitario. Privatizar todo un sistema de pensiones a partir de unos ociosos, no creo que justifique su privatización… especialmente si consideramos ociosos a aquellas personas con tumores cerebrales (o de cualquier otro tipo), infartos, esquizofrenia, tetra- (hemi- o para-) plegias, enfermedades raras… no creo que ninguno de ellos sea un vago que bebe todas las mañanas para emborracharse y olvidarse del mañana… aunque tengan razones para ello. Y, en este ámbito, hay donde elegir.

    2.- Prostitución: No es lo mismo un caso de prostitución de lujo (tal y como lo plantea el señor Valín y que, por cierto, es la minoría) que la prostitución por marginación social. La primera es perfectamente respetable, y es una decisión libre. La segunda… es igualmente respetable, pero los orígenes de su marginación nos hace ver que su “libertad de elegir” fue mucho más limitado. Ya no digamos su “libertad de abandonar”… Es muy habitual que estas personas quieran abandonar este trabajo, pero tienen enormes problemas de socialización (es decir, no tienen hábitos de comportamiento de personas normales).

    3.- Consumo de drogas en menores de edad. Con los mayores, todos somos mayorcitos para meternos lo que nos dé la gana. Es más, creo que la legalización ayudaría a conseguir drogas mejores y con menos efectos secundarios (aunque sí estimo necesaria una importante legislación estatal para su consumo y comercialización). Y otra cosa son los menores.

    Y, por otro lado, existe también el hecho de que consumir drogas, dado su funcionamiento en el sistema nervioso, es capaz de modificarlo, hasta el punto de que la persona tenga una dependencia física (no sólo psicológica) de esa sustancia, y esto impide la libertad de elegir. Ello no quiere decir que todas las personas que consuman una droga vayan a caer en ella definitivamente (esto depende de factores biológicos personales y de la propia droga), sino que las drogas, por sus consecuencias a medio y largo plazo, pueden limitar la libertad de elegir.

  7. John Leo Keenan octubre 5, 2004 a 15:20

    Comentario anónimo:
    «2.- Prostitución: No es lo mismo un caso de prostitución de lujo (tal y como lo plantea el señor Valín y que, por cierto, es la minoría) que la prostitución por marginación social. La primera es perfectamente respetable, y es una decisión libre. La segunda… es igualmente respetable, pero los orígenes de su marginación nos hace ver que su “libertad de elegir” fue mucho más limitado. Ya no digamos su “libertad de abandonar”… Es muy habitual que estas personas quieran abandonar este trabajo, pero tienen enormes problemas de socialización (es decir, no tienen hábitos de comportamiento de personas normales).»

    Qué va. Yo vivo en Bolivia. No es así la cosa, puedo asegurarlo. Ellas tienen alternativas de ocupación. Son unas chicas flojas :).

  8. John Leo Keenan octubre 5, 2004 a 15:21

    Perdón Manolo, no vi tu nick.

  9. John Leo Keenan octubre 5, 2004 a 16:22

    Sobre explotación infantil, happy, jahd y Albert, yo creo que es muy probable que, en un orden libertario (sin ningún estado), eso se prohibiría. ¿Por qué? Literalmente, porque sí. A veces, nos basta saber que algo está mal para hacer algo al respecto, aunque no lo sepamos explicar científicamente. Por cierto, yo creo que la edad es un factor, Jorge. Hay que proteger a esa niña de 5 años, aunque sea por medio de un estado (si no hay otra alternativa).

  10. John Leo Keenan octubre 5, 2004 a 17:00

    «Como dijera marzo: “Dios creó a los hombres y Samuel Colt los hizo iguales” ;-)»

    Je, ese es un viejo dicho del Oeste americano.

    Albert, lo mismo que adviertes sobre los traficantes de armas, se puede decir sobre los traficantes de drogas (son gente peligrosa). Puede ser un hecho inmoral tratar con ellos pero no creo que debería ser criminalizado.

    Happy, dices «Privatizar todo un sistema de pensiones a partir de unos ociosos, no creo que justifique su privatización». Mas de lo contrario es un sistema de pensiones compulsivo o, lo mismo, un sistema basado en la agresión. No está justificado robar a unos para dar a otros. Entiendo que algunos dirían que el sistema compulsivo se trata de una emergencia igual que el rescate a la niña de 5 años que sufre una explotación.

    La niña está siendo agredida por gente salvaje e inmoral. Yo no soy el culpable del cáncer que tenga otra persona, ni tampoco, ya que estamos en lo de pensiones, el culpable de que el vecino se emborrache con su dinero en vez de ahorrar para el futuro, o de que no trabaje para su futuro. Cada uno debe ser responsable por sí mismo, es otro axioma liberal. Se puede pedir ayuda a los desconocidos cuando uno está mortalmente enfermo pero no se puede exigir la ayuda de los desconocidos.

    Por eso, hay que casarse y tener buenos hijos. Un padre puede exigir ayuda.

  11. Estimado John Leo…

    Corrección a mí mismo. Cambiemos <>sistema sanitario<> por <>sistema de pensiones<>. Por otro lado, y al margen de que sea un robo… y de que eso dependa de lo que estimen los ciudadanos por robo (pregunta en Suecia, donde quitando a Norberg y a alguno más, todo el mundo defiende ese sistema sanitario)… lo cierto es que la idea liberal de que “cada cual es responsable de su propia vida” es muy relativo… Esa idea está basada en la tabla rasa de Locke (a partir de la cual se puede llegar a plantear que todo el mundo puede llegar a cualquier lugar con el sudor de su frente), una idea que ha sido ya demasiado machacada, tanto desde el punto de vista teórico como desde el práctico. E incluso si la aceptáramos por válida, las personas que mejoran en su calidad de vida en función de su origen es, sin estadísticas en la mano y hablando desde mi posición de pseudopsicólogo, bastante bajo (lo que no impidió a Milton Friedman, por coger a uno, llegar hasta donde llegó… pero sobreentiendo que personas así son claras excepciones a la regla).

    La explicación es sencilla. Si no inviertes en educación (no digamos ya en seguridad, estamos hablando de barrios marginales), pocas posibilidades de competir existen frente a otros con mejor formación y mejores medios…

  12. jarrrll….

    Me he olvidado…

    < HREF="http://www.blogger.com/r?http%3A%2F%2Fserleve.blogia.com">The happy butcher<>.

    [Que ya he visto que después hay problemas en deducir quién es el social-demócrata… :-PD]

  13. John Leo Keenan octubre 5, 2004 a 21:14

    Happy, ¿tú crees que la educación pública es efectiva? Bastante costosa está resultando ser. ¿Qué tal si eliminamos eso y nos quedamos con más plata en el bolsillo? Te cuento que hay evidencias de que la educación en casa puede ser incluso mejor que la educación en un colegio privado. No tengo dudas de eso. Cuando mis hijos crezcan, buscaré el colegio donde menos tareas les den. Yo les voy a dar las tareas.

    Sobre Suecia, no olvides que los mejores tienden a irse donde les impongan menos impuestos.

    No, la idea de que “cada cual es responsable de su propia vida” no está para nada basada en la idea de que todas nuestras expectativas o fantasías deben y pueden convertirse en realidad.

    Happy:
    «E incluso si la aceptáramos por válida, las personas que mejoran en su calidad de vida en función de su origen es, sin estadísticas en la mano y hablando desde mi posición de pseudopsicólogo, bastante bajo».

    Todos saben que fue y sigue siendo un número bastante alto en EE.UU., mas siempre son una minoría los empresarios, los líderes del capitalismo. El resto sólo podemos seguir el camino que ellos abren para nosotros. No por nada Mises los describe como «superiores».

    Gracias a esos líderes, el estudiante común tiene el lujo de decidir en qué se va a graduar en la universidad.

  14. —-<>Albert, lo mismo que adviertes sobre los traficantes de armas, se puede decir sobre los traficantes de drogas (son gente peligrosa). Puede ser un hecho inmoral tratar con ellos pero no creo que debería ser criminalizado.<>—

    Muy cierto.

    Saludos

  15. John Leo Keenan octubre 5, 2004 a 21:46

    Saludos, Albert.

  16. < HREF="http://www.blogger.com/r?http%3A%2F%2Fserleve.blogia.com">The happy butcher<> said…

    Estimado John Leo… las cosas… no son tan simples…

    <>¿tú crees que la educación pública es efectiva?<> Yo lo que creo es que es mejor una educación pública que una no-educación, y soy muy consciente de los defectos de la educación pública. A partir de aquí, soy partidario de que, en principio, los colegios sean privados, aunque esto pueda estar garantizado por el Estado… Mi objetivo, como psicólogo que conoce algo el tema, es que se perfeccionen lo suficiente las técnicas de enseñanza y aprendizaje como para el que menos tenga, tenga las posibilidades suficientes para poder educar con ciertas posibilidades garantizadas a los niños… (lo progre que me ha quedao… sin comentarios…) hasta el punto que puedan ser completamente privados (¿lo habré corregido ;-P?).

    Conozco la posibilidad de la educación en el hogar. Me parece una idea muy interesante… para el que se la pueda permitir… La pareja que trabaja nueve horas al día… quita ocho horas más de sueño… viajes, compras, el cansancio… las cosas no son tan sencillas…

    <>¿Qué tal si eliminamos eso y nos quedamos con más plata en el bolsillo?<> Esa idea siempre es muy tentadora… pero hay sitios por donde empezar antes que por la educación o la sanidad. Las subvenciones a los agricultores, ganaderos… o cualquier otra empresa de esas que se quejan de la globalización demasiado alegremente…

    Sobre los “superiores” (los empresarios)… no me importan. No soy envidioso. Los que me importan son los inferiores…(esto lo he birlado descaradamente de una frase de Pedro Schwartz). En Suecia no hay ciudades como Detroit o… la otra de cuyo nombre no logro acordarme… pero donde a William Anderson no le gustaría vivir… El nivel medio está garantizado.

    <>Gracias a esos líderes, el estudiante común tiene el lujo de decidir en qué se va a graduar en la universidad.<> Bueno… Eso depende del país del que hablemos…

    Saludos a todos, y pido disculpas por no haber podido replicar antes…

  17. John Leo Keenan octubre 7, 2004 a 11:13

    Es que reconocemos todos que no hay nada perfecto en la vida; por tratar de criticar mucho al capitalismo (al cual por eso no se le da vía libre para demostrar todo su potencial), muchos terminan en y con el socialismo y luego sí que las observaciones críticas no se acaban nunca. Para colmo, los de la izquierda siguen culpando al capitalismo por las culpas del mundo que ellos van creando. Es tiempo de rechazar por completo a medidas socialistas, como nos enseña Mises, y de trabajar sobre el voluntarismo. Solucionemos las fallas del voluntarismo con más voluntarismo.

    Conozco Suecia. Bajo ninguna circunstancia normal, quisiera que mis hijos vivan en ese ambiente colectivista que niega al individuo. No me gustan las tribus, ni Suecia. Prefiero el anarquismo del tercer mundo, es decir el irrespeto general a las leyes que políticos izquierdistas por naturaleza pretenden imponer. Aquí, aunque cada vez está más difícil, todavía puedes correr del gobierno. La gran pobreza o falta de afluencia del tercer mundo ciertamente no es por culpa del capitalismo. Los políticos del tercer mundo no están precisamente indoctrinados con tales ideas. Dicen que Menem de la Argentina era liberal, un buen ejemplo de los ataques que soporta el liberalismo.

  18. John Leo Keenan octubre 7, 2004 a 11:19

    Estimado Happy,

    Entiendo que en España, el PSOA, está tratando de solucionar los supuestos problemas que dicen que causa el capitalismo. Veamos que hacen en estos años.

    Saludos.

  19. Apreciado John Leo…

    Dígame dónde he puesto que el capitalismo sea malo… O mejor, dése un paseo por < =HTTP://SERLEVE.BLOGIA.COM HREF="http://www.blogger.com/r?">mi blog<>, a ver cuál es mi opinión al respecto… Lo que digo es que es imperfecto (como tú dices, por otra parte), y pongo dos ejemplos. ¿Que el socialismo es peor? Pues claro. Pero ello no implica que haya sistemas mixtos que puedan resolver muchos problemas… Su problema, libertades individuales a parte, es que tienden a ser ineficaces. Por ello, cuanta más libertad, mejor. La libertad absoluta también puede ser bastante ineficaz (tic de liberal utilitario, lo reconozco), otra cosa es que sea justa…

    Pero claro… al ser una serie de principios arbitrarios llevados al absoluto… en fin… esto es muy largo…

    Suecia… Yo no he estado, aunque conozco a algunas personas de allá. ¿Mentalidad colectivista? No sé… solidaria, quizás… (no es lo mismo, cuidado)… Es otro mundo, guiado por otros axiomas… y las cosas son más complicadas…

    < HREF="http://www.blogger.com/r?http%3A%2F%2Fserleve.blogia.com">The happy butcher<>Saludos

  20. “Un arma es una herramienta”
    Y una de esas bombas antipersona con forma de juguete infantil?

  21. Y que pasa con los falsificadores de dinero? Son tambien heroes por proporcionarnos un papel que pone Fabrica de moneda y timbre? Que diferencia hay con el fabricante de los “levi’s”? Es heroica la inflacion que traeria la despenalizacion de la falsificacion de papel moneda?
    La respuesta coherente con el resto del articulo solo puede ser una: Si
    Debemos volver al trueque? El viejo patron oro quizas?

  22. ” El matón del libre mercado no es el que ejerce la violencia gratuita, sino el que nos defiende de los “auténticos malos”.¿Quiénes son los “auténticos malos” ¿Quién establece quiénes lo son? ¿Una agencia de seguridad privada? ¿El poder adquisitivo?“El empresario que suministra cualquier tipo de droga, es un héroe que lucha para satisfacer las necesidades de los demás.”Acabo de ver la luz. Josu Ternera no es un terrorista, es un héroe-empresario que lucha por poder seguir con el reparto de droga en el País Vasco. Un héroe. El Bill Gates español. Y los asesinatos de camellos a manos de la ETA en los 80, mera competencia… Crímenes privados.

  23. ¡Vaya!…he estado polemizando con un personaje virtual que aseguraba que Jorge Valín había retirado este post de su página. Pero a ver si me aclaro …¿estoy o no estoy en la bitácora del Sr Valín?.Me preocupa que me haya costado tan poco dar con este escrito.

  24. Hola Jorge:

    El enlace que has puesto en este post no es válido.

    El correcto es:

    http://www.jorgevalin.com/artic/heroes_libertad.htm

  25. Por cierto: no estoy nada de acuerdo con las cosas que escribes en tu artículo. Particularmente me parecen indefendibles las barbaridades que dices con respecto a la explotación infantil. Las prostitutas infantiles son héroes de la esclavitud, no de la libertad. Por otra parte, defender que la libertad de los turistas sexuales está por encima de la esclavitud es execrable.

A %d blogueros les gusta esto: