Menos mal que los hedges funds se estaban forrando…

El pasado verano ya escribí sobre la falsa percepción común que los hedge funds se estaban haciendo de oro con la crisis (Sesión de hoy en el mercado: el sistema es insostenible y también Otro mito del socialismo populista: ¿los hedges se están forrando con las caídas?). Un mes después apareció Alessio Rastani, un trader del tres al cuarto que se presentaba como un gran inversor al estilo Gordon Gekko. Ese video dio pie a todos los exaltados antimercado para reforzar su creencia que los hedge funds eran el mal personificado y, de una forma más conspiranoica e infatil, que los traders de alguna forma hacían mucho dinero con las crisis. Algo absurdo. En épocas de contracción económica pierden todos.

Hoy Reuters publica una noticia (que no verán en ningún medio del establishment), detallando un poco más el descalabro hedge fund:

“Algunos de los mejores gestores de hedge funds han ofrecido un montón de excusas por el bajo rendimiento de sus carteras el año pasado. Algunos con pérdidas de dos dígitos”.

“En cartas dirigidas a los inversores, los gestores señalaron como excusa la crisis de deuda en Europa, una recuperación económica más lenta de lo esperada o acontecimientos imprevistos como un desastre nuclear de Japón…”.

“El resultado han sido unas pérdidas para la industria de los hedges de 1,7 billón de dólares, con pérdidas medias de un 4,8% y 19% en el caso de acciones, según un estudio elaborado por Hedge Fund Research y Bank of America Merrill Lynch analysts…”

“Un ejemplo es Whitney Tilson […] que con su fondo principal cayó un 25% después de perder en sus principales apuestas, como Iridium (IRDM.O) y Netflix (NFLX.O)”.

De hecho, y según el artículo, parece haberles ido mucho a los fondos convencionales. En una crisis económica no suele haber un culpable, sino que es una serie de malos acontecimientos y malas acciones. El peligro de buscar un chivo expiatorio que refuerce el populismo y una ideología caduca como es el socialismo, es que no daremos con las causas reales de nuestros males y no pararemos de hacer malas decisiones que aún lo empeorarán todo. Ahora mismo lo veremos con la tasa Tobin que Francia quiere aplicar contra la especulación y que lo único que conseguirá es que su volumen de negociación disminuya y encarezca sus transacciones a los clientes.

La única razón por la que se producen crisis maniaco-depresivas no es más que la expansión crediticia de los bancos centrales, que no paran de enchufar dinero al mercado y éste, va redistribuyendo por todas las ramas de la economía a base de crédito. El único beneficiado de las crisis es el Estado. Las crisis son fantásticas oportunidades para subir impuestos y expandir sus tentáculos a lo largo y ancho de la vida de las personas y su economía. En definitiva, pérdidas de 1,7 billones de dólares y un 30% menos de hedge funds en el mercado desde el inicio de la crisis no parece razón satisfactoria para afirmar que las crisis son un factor de interés para los grandes inversores y traders.

.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: