Los PIIGS pueden tener un verano muy dificil

Día espantoso hoy en los mercados, no solo en las bolsas, que son indicadores secundarios de la situación; sino en todo. El spread del bono español a 10 años ha aumentado a 286 p.b. respecto al alemán. Grecia no puede pagar los intereses de su deuda el mes que viene, y su Gobierno duda si aprobará los cambios necesarios para que le presten más dinero. Si el país heleno rechaza hacer los cambios exigidos, entra en quiebra. Lo que va a crear una tormenta en Europa de cuidado, especialmente para los PII(G)S.

Por otra parte, y en el caso que Grecia haga todos los cambios necesarios, han convencido a la banca privada para que entre en el rescate con un 30% del “préstamo” total en forma de recompra de bonos antiguos por nuevos; es decir, que Grecia no les pagará en euros, sino en más deuda (intercambio de cromos) .

Muy bien, supongamos por un momento que Grecia dice sí a los cambios propuestos por la UE y FMI (cosa que ya está difícil). Los bancos europeos comprarán 30.000 millones de euros de bonos griegos. ¿Qué diablos han prometido los gobernantes a los bancos para que hagan tal barbaridad? Están haciendo el problema cada vez más grande. El rescate griego se va a convertir en el enésimo rescate a la banca en Europa. La solución es tan loca que ya nos indica el desespero de los políticos.

Aunque den la ayuda a Grecia, solo alargarán el problema. Grecia tiene una deuda que no puede devolver. Es un país pobre con un tejido productivo raquítico. Va a estar pidiendo dinero continuamente para pagar sus intereses. Los cambios exigidos no van a servir de nada y menos aún convocando huelgas generales de 48 horas en el país.

Así que tenemos dos escenarios:

  1. “El mejor”: dan el dinero a Grecia. Solo harán que aplazar el problema, pero no solucionarlo. En un año volveremos a estar con las mismas con el añadido que los bancos privados hayan tirado ahí 30.000 millones de euros, lo que podría implicar más rescates bancarios, y un BCE que tiene deuda griega como para tapar el Mar Mediterráneo entero. ¿Quiebra del BCE? Podría ser. De hecho ya posé el 18% del total de deuda griega.
  2. “El peor”: Grecia no acata los cambios del FMI ni UE. Quiebra de Grecia. Y sería este mismo verano. Hace falta ver la repercusión que tendría en la banca europea, pero la posibilidad de contagio a otros países débiles, como España, se dispararía. El proceso de desinversión se podría acelerar muy considerablemente haciendo bajar la bolsa y disparando la prima de riesgo. Evidentemente al euro tampoco le sentaría bien. A partir de aquí, la UE se tendría que plantear si ha de seguir o no con la UE, al menos en términos monetarios.
Tal vez al final los Mayas acabasen teniendo razón y en 2012, no se acabará el mundo, pero lo empezaremos a concebir de otra forma. El panorama de Europa ahora mismo es preocupante, pero el de España es dantesco. Este es el problema que deviene cuando el dictador de la producción central del dinero, los bancos centrales, hacen de aprendiz de brujo jugando con la manipulación monetaria para crear ciclos a su conveniencia.

.

Anuncios

Una respuesta to “Los PIIGS pueden tener un verano muy dificil”

  1. Pregunta a un solidario, ¿quieres que el dinero de tu fondo de pensiones se emplee para el rescate de Grecia sin pedirle ninguna garantía? Jorge, esto es horrible, nada está a salvo de los políticos. Ojalá se pudiera invertir en prostitución, que con la crisis se ha disparado en las grandes ciudades españolas. Voy a llamar a Kristin Davis ahora mismo.

A %d blogueros les gusta esto: