Habrá manifestación contra los 110Km/h

Así lo ha anunciado el Antiradar. La noticia ha subido a MENÉAME, por si queréis votarla. Copio y pego la nota de Antiradar:

Pedro Javaloyes, 27 de febrero de 2011.
Finalmente, Movimiento140, que en las próximas horas incorporará a su web una nueva petición de firma con el lema “No a los 110”, ha decidido convocar una manifestación en Madrid para protestar contra la medida aprobada el pasado viernes por el Consejo de Ministros que reduce a 110 kilómetros por hora, a partir del 7 de marzo, la velocidad máxima en la que se puede circular por las autovías españolas. Este lunes se presentará la solicitud en la Delegación del Gobierno, momento en que se podrá precisar la fecha, la hora y el lugar elegido.
Lo del viernes no es sino una nueva cortina de humo con la que matar varios pájaros de un tiro. A saber:
– Crear una nueva controversia nacional entre los “prudentes” y los “locos asesinos” que consideramos que la velocidad ES PROGRESO, y por eso nos bajamos de la bestia cuadrúpeda y nos subimos a un automóvil. Así, nos enredamos en estas cosas desviando la atención sobre los muchos males que nos aquejan.
– Trata de zanjar, al uso apisonadora/silenciadora, el debate sobre los límites de velocidad, que puso sobre la mesa Movimiento140.com, y que consiguió que entrase algo de aire fresco en el debate político sobre los límites de velocidad, hasta el punto de que el Congreso aprobó por unanimidad (incluido el PSOE) el pasado mes de junio una Proposición No de Ley instando al Gobierno a revisar, por obsoletos los límites de velocidad. En las últimas horas se han disparado las firmas en nuestra web.
– Además, la medida trata de atajar la muy peligrosa políticamente (para Rubalcaba y Pere) iniciativa de la Generalitat de Cataluña de elevar los límites de velocidad a 130 en autopistas y eliminar las absurdas limitaciones a 80 en las autovías de circunvalación a Barcelona que el tripartito impuso por razones “meapilas-ecológicoas” ocultando informes que desaconsejaban la medida.
– La subida de los límites en Cataluña dejaría en completa evidencia la política de segurtidad vial basada en la represión de la DGT, que todo lo fía a la mentira de que “la velocidad mata”. Ha sido el mensaje permanente, constante y machacado hasta la saciedad en los últimos seis años, cuando la realidad es que, según la propia DGT, la velocidad excesiva es responsable de sólo el 1,92 de los accidentes. La DGT lleva años mintiendo cuando dice que “uno de cada tres muertos en carretera se debe a la velocidad”. Es la manera de seguir llenando las carreteras de radares. Y, paradójicamente, tres cuartas partes de ellos se instalan donde se mata menos del 20% de los accidentados. Pere Navarro dijo el año pasado que un radar en una carretera secundaria “no es rentable”. Cuestionar los límites de velocidad es, en fin, poner el dedo en la llaga en la única área de gobierno en que (aparentemente) el Gobierno ha hecho algo positivo.
– Un punto clave es el tremendo repunte que está registrado la siniestralidad vial en los últimos meses. Los modelos represivos tienen el recorrido muy corto y pronto se agotan, y es el caso paradigmático de España. El Gobierno ha terminado creyéndose su propio discurso de que reducir los límites reduce los muertos, cuando, si realmente es así, es por la sencilla razón de que la gente está harta de sacar el coche para ir a paso de tortuga, además de que el alza del precio de los combustibles está dejando muchos vehículos en el garaje. Así que no le resultará difícil, pasados un par de meses, acallar las voces de los críticos con la medida exponiendo reducciones sensibles en la siniestralidad. Por eso, estos días veremos en la prensa noticias sobre los repuntes recientes de la siniestralidad: para ponerlo en comparación con los próximos descensos. Y si realmente la siniestralidad no baja, no pasa nada. Tienen la cocina estadística y pueden ofrecer los datos que les salgan de los cojones. Llevan cinco años falseando las estadísticas, como publicasteis en el confi hace unas semanas.
– Por mucho que les duela a Rubalcaba y a Navarro, la tendencia en Europa no es a reducir, sino a aumentar los límites. En Francia es de 130, en Italia la han subido en determinados tramos a 150, en Polonia la han subido a 140 hace pocas semanas, también en Holanda ha subido a 130… Y en Alemania, con tramos deslimitados, donde se puede circular a 300 si se quiere y se puede, el índice de siniestralidad es el más bajo de Europa, debido, sobre todo, a la tremenda red de helicópteros medicalizados con la que cuentan, porque la siniestralidad en términos globales no desciende, se mantiene, así que lo que logra reducir el número de muertos por accidentes es: mejores carreteras, mejores coches y mejores asistencias sanitarias.
– La realidad del ahorro energético conseguido con la medida aprobada por el Gobierno es muy distinta a la expuesta por Rubalcaba. Bajar 120 a 110 la velocidad no ahorra un 15% como ha dicho sino, como mucho, un 3%.

.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: