Estado policial conservador. La censura y represión como virtud

Debemos invadir sus países, matar a sus líderes
y convertirlos al cristianismo
” —Ann Coulter

Elentir critica desde un punto de vista visceral y personal una nota en la cual defendía la libertad de expresión: Censura. Ni defiende estilos de vida, ni crea seguridad. El caso del film servio y un grupo antireligioso. Es bastante común entre los conservadores plantear el liberalismo civil como una utopía. Un socialista, por ejemplo, considera que el libre despido sólo puede funcionar en una sociedad perfecta donde la gente sea buena, empresario incluido. Como algo así no ocurre —según el socialista— son necesarias leyes, sindicatos y grupos de presión que defiendan al trabajador. El resultado de tal situación es el pensamiento único además de un mercado laboral rígido. Para salvar una injusticia, crean miles de ellas.

Los conservadores son iguales en el terreno civil, creen en un mercado relativamente abierto pero en una sociedad dirigida en el terreno civil, ab avanzan hacia un pensamiento único que después tanto critican. CLD, que también ha criticado mi nota, es un caso curioso ya que defendió el asesinato de Mahmoud Ahmadinejad al afirmar que “el tiranicidio, e incluso el magnicidio, ha sido incluso justificado por una parte del pensamiento católico”. Esta muestra de libertad de expresión les parece bien, pero que alguien diga que se quemen iglesias no. O están bien las dos, o ambas están mal. En referencia a la ilustración de esta nota, ¿tendría que ser juzgada Ann Coulter por sus palabras contra los musulmanes en 2001? Ella hizo apología de la exterminación y genocidio. Si siguiéramos la lógica conservadora, de Elentir y CLD por ejemplo, sí.

Desde un punto de vista más general, afirmar que la invasión de Irak fue un acierto o que las tropas españolas han de estar en Afganistán también es un derecho a la libertad de expresión, pero a la vez también es hacer apología de los peores actos del Estado, la guerra. Si alguien afirmarse que estar a favor de las guerras y expresarlo en público es una incitación a la violencia y que se ha de prohibir, los conservadores se rasgarían las vestiduras. Solo comprenden su punto de vista. Esta es una muestra de la intransigencia habitual del conservadurismo, la falta de empatía. Cuando alguien no tiene empatía hacia los diferentes estilos de vida que no comportan un crimen necesariamente, deja de ser liberal de forma automática. No tiene porque gustarles un estilo de vida u otro, pero arrinconarlos con el arma de ley es una acción totalitaria y de imponer unos valores a la sociedad por medio la fuerza.

El supuesto utópico de los liberales queda anulado cuando afirmamos que los liberales tenemos tanta confianza en la sociedad civil como en el libre mercado. Son lo mismo. Sólo se han de castigar los actos delictivos, los crímenes. Defender la atrocidad de la guerra con panfletos, en blogs… no es un crimen. Que alguien en Facebook diga que la iglesia que ilumina es la que arde tampoco. Que un tipo en una manifestación diga “ETA mata” tampoco. Cometer cada uno de los actos enumerados en este párrafo, sí que son un crimen.

Los conservadores, ante el temor irracional a perder su estilo de vida toman todo acto de libertad de expresión como un crimen contra ellos. Como resultado hacen aquello que tanto detestan en economía: recurrir a Papá Estado para que les ayude usando la fuerza. No creen que pueda haber una sociedad abierta o una sociedad que ella misma luche contra aquello que no le guste mediante la misma libertad de expresión o boicot. En el momento que se usa la fuerza para acallar actos que no son crímenes de sangre, se crea una sociedad fascista o soviética.

Los Mundos de Yupi del conservadurismo consisten en creer que si dejamos de ver a quien se opone a algo, esto desaparece mágicamente en lugar de defenderse. La situación de usar la fuerza contra lo que no les gusta, causa reacciones peores y un mundo sin diversidad gobernado por un dictador de la moral y economía. En una sociedad abierta y liberal, no se puede proclamar que la guerra o matar a un líder musulmán está bien, y a la vez pretender prohibir que un grupo anticristiano quiera acabar con la religión. Es una falta de coherencia. En definitiva, los conservadores siempre abogan por una especie de estado policial en el terreno civil con la excusa de siempre: la seguridad. Una seguridad arbitraria que sólo defiende sus estilos de vida. Con leyes virtuosas no se consigue gente virtuosa, al revés.

Anuncios

16 comentarios para “Estado policial conservador. La censura y represión como virtud”

  1. Yo ni siquiera los denunciaría a FB ya que me parece bastante útil que cierta gentuza se identifique con nombre y apellidos.

    Eso sí, se te ha escapado una incoherencia de Elentir; se queja de que el Estado impide dar misa en el Valle de los caídos al mismo tiempo que pide a ese mismo Estado que defienda a las iglesias del grupo de FB.

    ¿Y eres tú el que vive en los mundos de yupi????

  2. A mí me han amenazado de muerte, tú a eso lo llamas libertad de expresión ¿y aún te atreves a acusarme de falta de empatía? Manda cojones…

  3. Elentir, no quería violentarte. Una amenaza de muerte nominal en un contexto normal, es extorsión. Lo he comentado no sé donde (ya he escrito en tantas partes que no me acuerdo).

    Siento no haber dicho esto en el post directamente. No es extorsión por eso hacer un grupo en FB con un nombre estúpido.

  4. No toda violencia es igual. No es lo mismo decir: “Borraremos a Israel del mapa” (Ahmadineyah) que decir “Ahmadineyah no debería regresar vivo a casa” (Arieh Eldad, diputado israelí). Entre otras razones, porque el primero tiene mucho más poder que el segundo. El relativismo extremo del que haces gala te conduce a posiciones tan absurdas como decir que detener a un etarra o filoetarra que amenaza a alguien de muerte, es más intolerable, mientras que la propia amenaza no lo es.

  5. Si te han amenazado de muerte, lo que corre verdadera prisa es la libertad de armas, no cerrar grupos de Facebook.

    Los mundos de Yupi son esos en que el mismo Estado que te impide adquirir legalmente medios para tu defensa se ponga de tu parte cuando algo te moleste en los oidos.

  6. Lo mil payasos del grupo de FB no son etarras…

    Si formas un grupo armado y amenazas a gente estás cometiendo un delito, ya que tu amenaza es real y causa miedo al sujeto amenazado. Si eres un palurdo de extrema izquierda que paga su frustración creando grupos con nombres provocadores, no.

    Y no te estoy describiendo un mundo ideal libertario, te estoy describiendo el actual ordenamiento jurídico español.

  7. CLD, tu imparcialidad deja mucho que desear. No podrías ser juez 😉

    La ley no establece que una amenaza sea buena o no según el grado de “poder”. No veo dónde está mi relativismo, al revés, delimito muy bien cuándo empieza la libertad de expresión y dónde acaba. Por el contrario, la línea que separa estos límites, a tu parecer, es flexible y se mueve según tus creencias o gustos.

  8. La solución de René, evidentemente, es la mejor. Tendrías que participar más en el blog

  9. Estoy totalmente a favor del derecho a llevar armas. Tendrías que leer más mi blog. Y por supuesto que la amenaza debe evaluarse en función de las circunstancias. No es lo mismo decir “te voy a matar” con dos copas de más que sobrio y empuñando una pistola.

    Por cierto, no sé qué pensarás de las cartas de extorsión de ETA. Si me dices , como imagino, que no son un ejemplo de libertad de expresión, sino de coacción, entonces me pregunto por qué una amenaza de muerte incondicionada y hecha en público es menos grave que otra con condiciones y en privado.

  10. Hola CLD, no he dicho nada sobre que no estés a favor de portar armas, o al menos, no era mi intención.

    La extorsión es una promesa de usar la fuerza contra una persona a cambio de un acto, ya sea, pagar dinero o que deje de hacer una actividad.

    Los de FB no piden nada a cambio, practican el insulto. Otra cosa es dijeran: o se van los curas, o los matamos. Eso es extorsión. No sé, creo que es algo intuitivo.

    Esto no tiene nada que ver con sea pública o privada. Si es nominativa, es evidente que es más claro.

  11. Si yo ahora quisiera parodiar tu estilo, diría que “escribir cartas queda muy lejos de ser un crimen”. Pero al final, tú mismo admites que según lo que ponga en una carta (¡o un grupo de Facebook!) puede ser delito.

  12. -Jorge, dos detalles respecto a lo de Ann Coulter: 1) “we should” significa “deberíamos”, no “debemos”. Y 2) ¿ahora “los líderes” son una raza? Lo digo por las calificaciones injustificadas (a menos que en otro lugar A.C. dijese “hay que matar a todos los de la raza X”) de genocidio, gran progrez por cierto, que uno supondría indigna de ti.

    -CLD, no sé yo si ni decir “borraremos a Israel del mapa” ni decir “Ahmadinejad no debería volver vivo a casa” son violencia. Sin embargo, Jorge, mientras que lo primero parece directamente una amenaza (suponiendo, como supongo, que Ahmadinejad está en una posición en la que puede influir en la decisión de (¡intentar!) destruir a Israel) mientras que lo segundo tiene más forma de simple opinión (suponiendo, como supongo, que la declaración de Eldad no fuese su voto en una reunión de un órgano encargado de decidir (¡intentar!) asesinar a Ahmadinejad).

    -Porque además, Jorge, aun si es verdad (o si lo fuese) verdad que la calificación de una declaración como amenaza no depende del poder de quien la profiere, ¿ahora hay por fuerza que respetar _intelectualmente_ la ley positiva? Porque la _credibilidad_ de una amenaza ciertamente sí depende del poder de quien amenaza; y a mí me costaría mucho condenar en principio a quien, ante una amenaza creíble a su vida, tome medidas drásticas.

    -Respecto al dichoso grupo de Facebook, así en un vistazo rápido no tienen más que la frase de su nombre; en efecto, eso parece un exabrupto, o un regüeldo mental si queréis, más que una amenaza. Pero no porque no pidan nada a cambio (“te voy a matar” también es una amenaza si no te doy opción; vamos, creo que es algo intuitivo 😉 sino porque en realidad no dicen que vayan a hacerlo; simplemente dan a entender que les parecería buena idea.

  13. Un apunte:

    CLD: El relativismo extremo del que haces gala te conduce a posiciones […] absurdas.

    En mi opinión, lo de Jorge Valín no es relativismo. Al contrario, es absolutismo: agarrar unos pocos principios básicos y llevarlos hasta su extremo.

    Eso es precisamente lo que le criticáis: que al hacer eso se separa de la realidad. Pero en cualquier caso, eso es lo contrario al relativismo.

    Relativista es el que dice estar de acuerdo con unos principios sobre los cuales articular una sociedad, y luego, por las razones que sean no está contento con los resultados, y dice seguir aceptando esos principios… ¡¡sin aceptar sus consecuencias!! Estableciendo una especie de moral a posteriori, con tal de que todo tenga un barniz de “sentido común” y “conexión con la realidad”, “no utopía”, etc.

    Eso es incoherente por completo, y lo peor de todo: arbitrario. El mismo razonamiento, en distintos contextos, no lleva más que a sostener el statusquo, siempre tiránico en mayor o menor medida.

  14. Joder, CLD, al final he escrito un post de nosecuantos párrafos para decir prácticamente lo mismo que tú…

    Llego a leer los comentarios y me lo ahorraba :p

    Fonseca

  15. Los conservadores abogan por una sociedad coercitiva especialmente en lo moral. Lo que se debería de valorar es si hay peligro real o no y, en tal caso, apoyar la libertad de defensa de los amenazados.

    Que un atajo de adolescentes granudos cabreados con los curas por culpa del populismo digan que lo mejor es quemar las Iglesias no indica una amenaza real. De hecho, lo que más da es risa. Se descalifican a sí mismos, dicen que hay que quemarlas pero nadie va a hacerlo.

    No hay una amenaza directa, hay mucha tontería.

    Saludos.

A %d blogueros les gusta esto: