Metidos en una guerra para agradar a Obama

Así lo ha expresado la Unión de Oficiales de la Guardia Civil Profesional. Según Libertad Digital:

“…la muerte de dos agentes y de su traductor el pasado miércoles en Afganistán se podría haber evitado si no fuese por el “deseo de agradar” del jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, al presidente estadounidense, Barack Obama”.

“En este sentido, ha señalado que el ataque, cometido por un chófer de la Policía afgana y en el que también murió el intérprete iraní nacionalizado español Ataollah Taefy Kalili, demuestra que los guardias civiles son para el Ejecutivo ‘simples marionetas puestas a disposición de un ministro y un director general de la Policía'”.

Mientras tanto, la ministra de defensa, Carme Chacón, se compra una casita en República Dominicana con una terraza de 75 metros cuadrados y 45 de piscina.

España no pinta nada en la guerra de Afganistán. Ya han muerto 92 personas y el Gobierno ha gastado la nada despreciable cifra de 2.000 millones de euros. ¿Qué ha conseguido España y el mundo a cambio? Nada, sólo ha habido pérdidas totales. Un precio demasiado alto para algo que sólo nos pone en peligro e incrementa el odio. Realmente ZP ha elegido el más despreciable de cada bando ideológico: socialista en lo económico y neocon en su política exterior. ¡Antiliberalismo absoluto! España ha de dar un giro radical en su política exterior. Ha de cortar el dinero, sobornos y favores a dictadores africanos y latinoamericanos. El dinero del ciudadano ha de estar en su bolsillo. Muy especialmente ha de acabar con las absurdas matanzas fuera de nuestras fronteras para agradar a los dirigentes del Nuevo Orden Mundial.

Anuncios

2 comentarios para “Metidos en una guerra para agradar a Obama”

  1. El traductor no era “iraní nacionalizado español” sino “español de origen iraní” y murió por serlo.

    De acuerdo en (casi) todo: España no debe gastar su dinero en chorradas como la llamada “alianza de civilizaciones”. La civilización sólo es una: la de las naciones democráticas. Lo que pretende ZP es la alianza entre la civilización y la barbarie, lo que es absurdo.

    Discrepo con respecto a la posición de España en Afganistán: si el mundo democrático abandona a su suerte a ese país acabará siendo pasto del fanatismo islámico. Comprendo perfectamente la zozobra y el dolor de sus familiares y compañeros, pero su rabia legítima no nos puede dejar de ver la realidad: la labor de los guardias civiles que murieron era precísamente defender esos valores y por eso debemos estarles infinítamente agradecidos. No dejemos que su sacrificio haya sido en vano. Descansen en paz esos valientes.

  2. Hola Jacobo, la guerra es el mismo intervencionismo que dar dinero a dictadores o a cualquier otro gobierno.

    Avasallar los estilos de vida de otras culturas sólo hará que radicalizarlos y aumentar el riesgo de terrorismo. Fin de las ayudas e invasiones.

    Los gobiernos tienen la obligación de defender al ciudadano de ataques reales, no de crear la propaganda del miedo y supersticiones.

    Los GC han muerto por nada.

A %d blogueros les gusta esto: